Repuntan los desembarques de la merluza proveniente del área norte

posted in: CEPA | 0

La merluza proveniente del área norte mejoraron los desembarques del recurso en el puerto local durante los primeros meses del año, según se desprende de los datos preliminares que exhibe la Subsecretaría de Pesca de la Nación.

El registro oficial alimentado desde la Dirección Nacional de Coordinación Pesquera indica que entre enero y el 20 de abril se depositaron sobre los muelles 13.277 toneladas provenientes de la zona localizada por encima del paralelo 41°.

La cifra indica un crecimiento del 131,8 por ciento respecto a igual período de 2016. Esto teniendo en cuenta que el efectivo norte acumuló un rendimiento de 5.704 toneladas en el primer cuatrimestre del año pasado.

El salto se explica por un mejor nivel de faena en la Zona Común de Pesca Argentino-Uruguaya. Durante estos meses de 2017 la flota nacional capturó allí 8.812 toneladas, un volumen similar al que acumuló a lo largo de todo 2016.

Las restantes 4.514 toneladas fueron pescadas en la Zona Económica Exclusiva (ZEE). El recurso es capturado principalmente por la flota de altura local, que se ve atraída a operar sobre el efectivo norte por su cercanía y, consecuentemente, menor costo operativo.

En recuperación

De cualquier manera, los científicos del Inidep que siguen de cerca las variables biológicas alertan que si bien asoman signos de alentadores, el stock norte todavía está en un estado crítico debido a bajos reclutamientos y sostenida explotación.

Aún así, para los próximos meses se espera que la captura de merluza al norte crezca. Tradicionalmente, el área ubicada al sur del 39° Sur, dentro de la ZEE, es explorada con mayor intensidad entre mayo y julio, con el pase del otoño al invierno.

Por su parte, las operaciones al sur del 41° muestran una contracara. El efectivo suma 41.917 toneladas frente las 65 mil del mismo período de 2016, con una caída interanual del 35,5 por ciento.

Rentabilidad erosionada

Las mayores dificultades para el sostenimiento de la pesquería son económicas. El propio subsecretario de Pesca de la Nación, Tomás Gerpe, le reconoció a Pescare.com.ar que “hay problemas de rentabilidad en origen” para este segmento.

Como consecuencia, la demanda es limitada. El precio promedio que cobran los armadores a pie de muelle, por caso, es menor al registrado en abril de 2016. Lejos del ritmo inflacionario y el incremento de costos, se contrae.

Algo de aire económico podrían encontrar los merluceros cuando aproximadamente cuarenta fresqueros marplatenses emigren hacia fin de mayo para comenzar la temporada de langostino en aguas nacionales. Serán menos jugadores para un mercado cada vez más apretado.

 

Fuente: www.pescare.com.ar